Noticias

Que no decaiga

Madrid anuncia un plan de 3.750 millones de euros para el sector del automóvil

El jefe del gobierno español anunció una fuerte inversión financiera para reactivar esta industria, fundamental en la economía de su país

15.06.2020 09:57

Lectura: 3'

2020-06-15T09:57:00
Compartir en

Madrid (España) - El gobierno español anunció este domingo un plan de 3.750 millones de euros (unos 4.220 millones de dólares) para reimpulsar el sector de la automoción, un pilar de su economía muy tocado por la pandemia y los cambios del mercado.

"El Gobierno ha trabajado de la mano con el sector para anticipar un plan integral que dé respuesta a sus necesidades y que sirva además para realizar una transición ecológica urgente", señaló el jefe de gobierno, Pedro Sánchez, en una comparecencia televisada.

El plan, que se presentará oficialmente el lunes, "estará respaldado por un presupuesto de 3.750 millones de euros", añadió el dirigente de la coalición de izquierdas en el poder en España.

Sánchez avanzó que el plan incluiría "financiación para la renovación del parque de vehículos, incentivando especialmente los vehículos eléctricos", además de estímulos a la investigación y a la innovación y cambios fiscales para dotar al sector de mayor competitividad.

El fomento del coche eléctrico va en línea con el plan de transición ecológica del gobierno, uno de sus proyectos bandera que, entre otras medidas, quiere que en 2040 todos los nuevos vehículos sean "cero emisiones".

Sánchez anunció también la presentación el jueves de un plan similar para estimular el turismo, que representa un 12% del PIB y quedó duramente afectado por la crisis sanitaria.

La automoción es un pilar fundamental de España, segundo constructor europeo después de Alemania.

Representa un 10% de su PIB, una quinta parte de las exportaciones y emplea directa o indirectamente a dos millones de personas, recordó Sánchez.

El momento delicado del sector a nivel mundial por la caída de la demanda y la transición a una movilidad más sostenible se agravó con la pandemia del nuevo coronavirus que, en el caso español, detuvo durante semanas los centros de producción.

Recientemente, la japonesa Nissan anunció el cierre de sus plantas en Barcelona (noreste), de la que dependen más de 20.000 empleos directos y indirectos, y el fabricante estadounidense Ford presentó un plan de bajas voluntarios para suprimir 350 empleos en su fábrica de Valencia (este).

Otros países lanzaron iniciativas de ayuda al sector: Francia presentó un plan de más de 8.000 millones de euros (9.000 millones de dólares) para el automóvil y Alemania anunció primas a la compra de vehículos eléctricos dentro de un programa de reactivación económica de 130.000 millones de euros (145.000 millones de dólares).

AFP