Noticias

Sueño americano

Lanzamiento mundial: Chevrolet devela la octava generación del Corvette Stingray

El emblemático superdeportivo de la marca norteamericana se renueva por completo, estrena motor central y empuja con casi 500 caballos

23.07.2019 08:32

Lectura: 3'

2019-07-23T08:32:00
Compartir en

Con un poco de atraso respecto a las expectativas generadas, finalmente General Motors concretó el lanzamiento de la octava generación del icónico Chevrolet Corvette Stingray. El espectacular evento tuvo lugar en un viejo hangar militar californiano y sin dudas, la espera valió la pena.

El icónico modelo, nacido en 1953, mostró una silueta completamente renovada pero con el espíritu del Corvette completamente reconocible, aunque el estreno histórico de la ubicación central del motor, marca un punto de inflexión para el deportivo norteamericano.

Este inédito suceso indica una transformación radical en su comportamiento dinámico, permitiendo una mejor distribución del peso y una posición de manejo para el conductor también diferente respecto a sus hermanos mayores.

La mecánica de este Corvette C8, se basa en una evolución del bloque V8 LT2 6.2L de última generación, un motor atmosférico que entrega una potencia de 495 caballos y un par de 637 Nm, cifras hasta ahora inéditas para un Corvette. Está asociado a una caja de cambios automática de doble embrague y 8 velocidades.

Las evidentes modificaciones estéticas también aportan al comportamiento aerodinámico, con una carga combinada extra gracias al splitter delantero y a un alerón trasero abierto de dos piezas.

El nuevo Corvette 2020 acelera de 0 a 100 km/h en menos de 3 segundos con el pack Performance Z51. También mejora la visibilidad del conductor y reduce la altura con respecto al suelo.

Por otra parte, insólitamente para un coche de este tipo, permite contar con un maletero de 356 litros, un detalle práctico para un deportivo de estas características. Según Chevrolet, se pueden cargar dos equipos de golf.

Por dentro hay un espacio mayor, con un diseño interior inspirado en la aeronáutica con destaque para el nuevo volante cuadrado de dos radios que facilita una vista despejada del tablero digital, reconfigurable y de 12 pulgadas. Para los asientos hay tres opciones: GT1, GT2 y Competition Sport, de más a menos deportivos.

En materia de suspensión incluye un sistema regulable que posibilita por ejemplo subir la carrocería en 40 milímetros en 2,8 segundos para evitar golpes en badenes. Con esta posición elevada, se puede circular a un máximo de 38 km/h y puede programarse para funcionar de forma automática a través del GPS.

El contacto con el piso se realiza a través de neumáticos calzados sobre llantas ultralivianas de aleación, con diseños exclusivos, de 19" en el eje delantero, y de 20" en el posterior.

Mientras que a nivel del equipamiento tecnológico, sobresale el Performance Data Recorder, una herramienta de análisis de conducción actualizada basada en una cámara de alta definición y una nueva interfaz, capaz de valorar nuestra conducta al volante.

Chevrolet Pressroom

Cargando...